Parque Nacional Cerro Corá, histórico, sagrado y turístico
Fecha: 2024-07-09 15:33:11 PM
A 33 kilómetros de Pedro Juan Caballero, frontera con el Brasil, sobre ruta PY05 “Gral. Bernardino Caballero”, y a 417 kilómetros de Asunción, enclavado en la Cordillera de Amambay, en el novel distrito de Cerro Corá, se halla ubicado el Parque Nacional que le dio el nombre a distrito, Cerro Corá.


Desde el punto de vista histórico, el Parque Nacional Cerro Corá es, sin lugar a dudas, el más importante del país, pues en dicho lugar se libró la última y desigual batalla de la genocida Guerra de la Triple Alianza, en donde quedó plasmado entre sus cerros y selvas el heroísmo del soldado paraguayo, que prefirió morir de pie antes que vivir arrodillado ante el enemigo que lo superaba 100 veces más en número desoldados y en armas.

Es un sagrado suelo, porque allí quedaron enterrados los más de 400 cuerpos de valientes hombres, que prefirieron derramar su sangre por la patria, antes que verla ultrajada, desmembrada y repartida en partes como botín de guerra entre los principales países enemigos, Brasil y Argentina.

Desde la entrada misma al Parque, es lo mismo que adentrarse en la historia y conocerla a fondo, en el mismo escenario donde ocurrieron los hechos, como ser, el arroyo Aquedaban Nigüi, en donde a orillas del mismo, el i8nsigne Mariscal, herido de muerte, blandeando su espada y envuelto en la enseña tricolor, la que juró muchos años antes en Pilar, que nunca caería de sus manos esa insignia sagrada de la patria, era cobardemente asesinado cobardemente al negar rendirse, y donde expresó la inmortal frase “Muero por mi Patria”.

Otros senderos no llevan por lugares no menos emblemáticos, como ser el lugar donde fue asesinado el joven coronel de 15 años, Panchito López, al grito de, “Un Coronel paraguayo no se rinde”, cuando los soldados brasileños le intimaron rendición a cambio de perdonarle la vida. Sigue el monumento central en donde están representadas la 5 armas que conformaron el Ejército comandado por el Mcal. Francisco Solano López, y en ese mismo lugar, el busto de los oficiales superiores que lucharon y fallecieron, defendiendo igualmente a la patria.

Desde el monumento central, por una doble avenida empedrada de unos 700 metros, se la gigantesca cruz erigida a orillas del no menos histórico río Aquidabán, lugar donde Elisa Alicia Linch, sepultó los restos mortales de su esposo, el Mcal. Francisco Solano López y el de su hijo el Cnel. Panchito López. Dicho lugar, rodeado de una frondosa vegetación regada por las aguas del río Aquidabán, ofrece un hermoso lugar de descanso, ideal para pasar el día.

También existen otros atractivos no históricos pero muy procurados por los visitantes que son, el área de camping para los amantes de la aventura y la vida al aire libre, además del “Cerro Muralla” de unos 300 metros de altura, desde donde se divisa todo el Parque y gran parte de la belleza de los cerros que conforman la Cordillera de Amambay.

El acceso al parque, a partir del Museo Historia, Fauna y Flora que se encuentra en la entrada al circuito histórico, tiene un costo simbólico de G. 5.000 para adolescentes de 12 a 17 años, y G. 20.000 para mayores a partir de 18 años, menores de edad hasta 11 años no pagan ingreso.

Radio Imperio 106.7 FM



RADIO IMPERIO ONLINE
Buscador